Entretenimiento

Wendy Mora, la escritora mexicana que conquistó Wattpad y saltó a Netflix con “Anónima”

En entrevista con Nueva Mujer, la escritora originaria de Jalisco reveló lo que la llevó a crear esta historia de amor

Anónima, la cinta basada en el libro homónimo de la autora Wendy Mora, se ha sumado al catálogo de Netflix, convirtiéndose en la primer comedia romántica producida en México para la plataforma.

La historia tiene su origen en Wattpad, una plataforma de lectura online donde usuarios pueden conectarse con sus autores favoritos, leer y escribir sus propias obras originales para compartirlas con el mundo. Fue gracias al éxito obtenido que Netflix lo llevó a la acción en vivo, dándole la oportunidad a nuevos talentos mexicanos.

“Típico que tienes insomnio y te llega un mensaje cuando estabas a punto de quedarte dormida. Para colmo, están coqueteando contigo y tú, entre todas tus amigas, eres la que menos pegue tiene. Al día siguiente, tiene exámenes y no puedes creer que un idiota te esté quitando el sueño, literalmente”. Esa es la premisa de “Anónima” con la que Wendy enganchó a los amantes de las historias de amor adolescente.

“En realidad la idea de ‘Anónima’ vino por algo que me sucedió a mí cuando me conocí con mi esposo. Fue por mensaje y luego en persona pero no estábamos seguros de si éramos los que nos mandábamos mensaje. Yo comencé a escribir la historia en 2016 pero los personajes tomaron su propio rumbo. Ya no fue precisamente basada en mí”, dijo la tapatía en entrevista con Nueva Mujer.

Llevar “Anónima” a las páginas de un libro y después a una cina de acción real tiene sus implicaciones. Y es que al ser parte de una serie de relatos cortos en una plataforma digital, la autora tuvo que pactar cambios y adaptaciones para que se alargara sin perder la esencia.

“Fue algo emocionante pero algo difícil pues cambió de Wattpad al libro. Era algo entre la editorial y conmigo de entregar ideas para alargarlo porque era más corto. Ahora con la película Netflix, este se encargó de adaptarla y sí hubo algunos cambios pero fue para mejor”, aseveró Wendy.

“Los hombres son un misterio. Primero están detrás de ti, insiste e insiste para que les contestes el teléfono. Luego, cuando te decides a hacerlo, te ignoran y no vuelven a contestarte los mensajes”

—  Elizabeth, Anónima (2017)
Anónima Netflix

La historia de Wendy se convirtió en todo un fenómeno en Wattpad, lo que captó la atención de Editoral Planeta para llevarlo a físico, algo que representó una oportunidad dorada para ella.

Tanto los relatos de Wattpad, como el libro y lo que Netflix adaptó logran engancharnos con la historia de Elizabeth (Vale en la película) y Álex, dos adolescentes que sin saberlo, encuentran a la persona con la que pueden abrir su corazón y ser ellos mismos.

“Quiero que se queden con esta parte de la amistad que hay en la novela, el tener cuidado con estas interacciones en Internet y con lo familiar. He visto comentarios criticando al papá protector de Elizabeth pero es normal en una relación de un papá que se preocupa con sus hijos”, dijo Wendy y agregó que para ella es una gran satisfacción ver los frutos de todo eso que creó con tanto amor.

“Yo no sé si lo estaba haciendo a propósito para provocar algo en mí o si era nuestro pacto lo que provocaba que me dijera esas cosas. Lo que sí era que ya no me gustaba imaginarla con alguien más. Mucho menos con un galán que era ‘buen chico’”.

—  Álex, Anónima (2017)

Para la escritora, el que exista una plataforma como Wattpad, al alcance de todos es algo muy importante ya que es lo que permite plasmar la creatividad de quien quiera constar una historia. ¿Su consejo? Que no se queden con las ganas de hacerlo.

“Confíen en ustedes y no se dejen llevar por malos comentarios. Hay gente que te critica en buena forma para que mejores. Yo recibí muchas criticas pero fueron para bien. A esas sí háganles caso pero a quienes lo hacen por criticar o en mal que no se enfoquen en eso. Si quieren escribir háganlo, no se queden con las ganas ni con el ‘hubiera’”

Tags

Lo Último


Te recomendamos