Estilo de Vida

Estudio asegura que mediante la voz se puede detectar el Parkinson

La determinación fue por parte de la Universidad de Arizona, Estados Unidos

No cabe dudas que el mal de Parkinson es una de las enfermedades neurodegenerativa más importantes, con la gran particularidad que no sólo afecta al paciente, si no a todo el entorno familiar, ya que trata sobre un trastorno neuronal que progresivamente degenera el sistema nervioso central.

Por años, distintos estudios han definido entre sus síntomas primordiales los temblores de distintos tipos, rigidez muscular, lentitud en los movimientos y reflejos posturales. Ahora y gracias a un estudio neurocientífico de la Universidad de Arizona, en los Estados Unidos, descubrieron que el Parkinson podría detectarse de manera temprana a través de la voz de los pacientes, lo que permitiría un diagnóstico y tratamiento más rápido.

Detalles del estudio

César A. Medina, autor principal del estudio, informó que la investigación se realizó con el pinzón cebra, un pájaro cantor originario de Australia.

“Las aves son un modelo ideal para estudiar el habla humana y las vías de la voz por varias razones. Los pinzones jóvenes aprenden sus cantos de pájaros machos mayores, parecidos a padres, de la misma manera que los bebés aprenden a hablar escuchando a sus padres. La parte del cerebro de un pinzón que se ocupa del habla y el lenguaje también está organizada de manera muy similar al cerebro humano”, explicó el científico

El grupo de neurocientíficos descubrió que el gen alfa-sinucleína, líquido que se asocia habitualmente al Parkinson y que sirve para determinar problemas relacionados con la voz que sufren estos pacientes. Para detallar cómo el gen alfa-sinucleína puede afectar la producción vocal en las aves, se grabaron primero sus cantos. y luego les introdujeron una copia del gen a algunas y a otras no. Volvieron a grabar los cantos varios meses después.

De esta manera se pudo determinar que el gen alfa-sinucleína afectaba a los cantos de los pájaros. Las aves con el gen cantaron mucho menos dos meses después del experimento y además, las vocalizaciones también eran más suaves y cortas, muy similar a lo que ocurre en los enfermos de Parkinson.

Tags

Lo Último


Te recomendamos