Mundo

Filipinas convoca al embajador chino por el incidente con un cañón de agua en aguas disputadas

MANILA, Filipinas (AP) — El gobierno filipino convocó el lunes al embajador chino para transmitir una protesta diplomática por el empleo de un cañón de agua por parte de la Guardia Costera china contra un barco de suministro filipino en el disputado Mar de China Meridional, según las autoridades.

El tenso encuentro de varias horas ocurrió el sábado cerca del banco de arena Second Thomas, ocupado desde hace décadas por tropas filipinas destinadas en un herrumbroso barco varado de la marina. China también reclama el lugar. Era un nuevo incidente en los enconados conflictos territoriales entre China, Filipinas, Vietnam, Malasia, Taiwán y Brunéi.

Estados Unidos, la Unión Europea y sus principales aliados, como Australia y Japón, expresaron su apoyo a Filipinas y su preocupación por las acciones del barco chino. Washington renovó su advertencia de que está obligado a defender a su antiguo aliado si los barcos y fuerzas filipinas sufren ataques armados, también en el Mar de China Meridional.

Personal diplomático y guardacostas filipinos celebraron el lunes una conferencia de prensa en la que mostraron videos y fotografías que según dijeron mostraban seis barcos de la Guardia Costera china y dos barcos de milicias que bloqueaban el paso a los barcos civiles contratados por las fuerzas filipinas en el lugar. Un barco de suministro fue alcanzado por un potente cañón de agua de los guardacostas chinos, indicó el ejército filipino.

Sólo uno de los dos barcos filipinos logró entregar comida, agua, combustible y otros suministros a las fuerzas filipinas que protegían el atolón, según las autoridades.

Durante el incidente, dos barcos guardacostas filipinos que escoltaban a los buques de suministro fueron bloqueados por barcos de guardacostas chinos a poca distancia y amenazados con cañones de agua. Tres barcos de la marina china se mantuvieron a poca distancia en un momento dado, según el comodoro de la Guardia Costera filipina Jay Tarriela.

“Era una situación de David contra Goliat”, dijo Jonathan Malaya, del Consejo de Seguridad Nacional.

Malaya recalcó que Filipinas no retiraría sus fuerzas del banco de arena Second Thomas.

El embajador chino en Manila, Huang Xilian, fue convocado y recibió una protesta diplomática de la subsecretaria Theresa Lazaro, indicó la vocera del Departamento filipino de Asuntos Exteriores, Teresita Daza.

En su protesta formal Filipinas dijo a China que detuviera sus acciones ilegales contra embarcaciones filipinas en el Mar de China Meridional, dejara de interferir con actividades filipinas y cumpliera normas internacionales como la Convención de Naciones Unidas sobre 1982 sobre la Ley del Mar, indicó Daza.

En Beijing, la Guardia Costera china reconoció que sus barcos empleaban cañones de agua contra las embarcaciones filipinas, que según dijo se habían alejado sin autorización al banco de arena, que Beijing llama Ren'ai Jiao. También acusó a Filipinas de renegar de su promesa de retirar el barco varado.

Las disputas en el Mar de China Meridional, una de las rutas marítimas más transitadas, están consideradas desde hace tiempo como un foco de tensiones en Asia y un delicado frente en la rivalidad entre Estados Unidos y China en la zona.

China reclama prácticamente toda la estratégica zona navegable pese a los fallos internacionales que invalidaron sus grandes reclamaciones territoriales. China rechaza esas decisiones.

Tags

Lo Último


Te recomendamos